Cowboys & Aliens: de las viñetas a la pantalla

El estreno el próximo 2 de septiembre del filme dirigido por Jon Favreau (Iron Man, Iron Man 2) anima a la redacción de GROARL a echar un vistazo al cómic homónimo en el que está basado: Cowboys & Aliens. La historia no es muy compleja, pero es cuanto menos curiosa. Nos encontramos en Arizona, año 1873, en un poblado del Oeste definido por la ley del más fuerte y el miedo a lo exógeno. Una invasión extraterrestre pondrá al pueblo en jaque y obligará a indios y vaqueros a aliarse para acabar con su nuevo, y mucho más peligroso, enemigo.

La premisa de Cowboys & Aliens se antoja disparatada, y sin embargo en esa excentricidad reside el mayor aliciente para adentrarse en una obra que no tiene mucho que ofrecer más allá de un par de buenas ideas. Narrativamente, el tebeo adolece de un importante déficit de concentración. Los eventos transcurren sin pena ni gloria. Las transiciones son bruscas y el lector acaba teniendo la sensación de todo ha ocurrido demasiado rápido, o de que no ha ocurrido nada de nada.

Estéticamente, tan solo el interesante prólogo, ilustrado por Dennis Calero, raspa el aprobado. En él asistimos a un divertido paralelismo con viñetas partidas en dos entre el imperialismo norteamericano y la colonización alienígena. El resto de páginas, dibujadas por Luciano Lima, ponen en evidencia a un artista que roza el amateurismo.

Publicado originalmente por Platinum Studios Comics y editado en España por DEBOLS!LLO (9,95€), el cómic creado por Scott Mitchell Rosenberg se queda en mero boceto a desarrollar para una historia más grande. En definitiva, el potencial de la idea no es en absoluto aprovechado en las páginas del cómic, por lo que esperamos que Favreau haya sacado más jugo de esta sátira posmoderna.